Actualizado

Garriga amenaza con «revisar si seguir o no en el Gobierno» si Maueco no cumple los compromisos adquiridos con su socio «antes de la investidura»

Feijo, en un acto recibido en Madrid.JJ GUILLNEFE

El presidente del Partido Popular, Alberto Nez Feijo, ha cargado duramente este martes contra Vox y las medidas anunciadas por su lder en Castilla y León, Juan García-Gallardo, respeto al protocolo sobrio y aborto. El líder de la oposición, que se ha alineado con el jefe del Ejecutivo autónomo, Alfonso Fernández Maueco, ha reducido un «algún comentario de tertulia» o «aproximación sin competencias» las palabras de Gallardo y ha prometido que «ninguna mujer ser coaccionada» en aquellas autonomías gobernadas por el PP.

«Ningn médico, y mucho menos un poltico, puede interferir» en la toma de decisiones de una mujer, ha remarcado el lder de los popular, que se pronuncia este martes sobre esta «falsa polémica» en una entrevista en Telemadrid. En él, Feijo ha acusado al Ejecutivo de Pedro Sánchez de «convertirse en un agente electoral» al redactar un «requerimiento gaseoso» sin base alguna, más todas las informaciones periódicas o las declaraciones de Gallardo.

As, Feijo ha cerrado filas con Maueco y ha recordado que quien tiene el control de un Gobierno autonmico es su presidente, y que en materia de Sanidad el siguiente escalafn lo consejero ocupa del ramo. «Los dems no tienen competencias», ha zanjado. Por ello ha repetido las palabras de Maueco de este lunes: «No se va a modificar el protocolo. No hay más».

Vox: «Exigiremos el cumulimiento»

Mientras, el portavoz en el Congreso de la formación, Ivn Espinosa de los Monteros, se ha alejado de las contundentes declaraciones del portavoz del partido, Ignacio Garriga, que esta misma mañana amenazó a los populares con una ruptura del Gobierno de coalici en Castilla y Len si no se aplica un protocolo, suuestamente acordado por PP y Vox, para obligar a las mujeres que deseen interrumpir su embarazo a contemplar una ecografa en 4D del feto y escuchar los latidos de su corazn.

Espinosa de los Monteros ha echado balones fuera y ha preferido embarcarse en una crítica contra el presunto «giro a la izquierda del PP» auspiciado en buena medida por la decisión de Alberto Nez Feijo de designar como portavoz de la campaña del partido a Borja Semper.

El portavoz de Vox en el Congreso ha insistido en que espera que el presidente de la Junta de Castilla y León, el popular Alfonso Fernández Maueco, «cumpla con lo acordado», en referencia al supuesto protocolo antiabortista auspiciado por Vox pero que ni ha sido publicado en el boletn oficial de la Comunidad, ni ha sido trasladado a las gerencias de los hospitales ni nadie ha visto.

Even, Espinosa de los Monteros, no ha hablado en ningún momento de «obligatoriedad» ni de los médicos, a la hora de instar a las mujeres a hacer uso de estas prestaciones, ni de imposición a las propias embarazadas que desean interrumpir su embarazo en someterse a las mismas. El portavoz de Vox, pues al contrario, ha aludido a medidas a las que pueden optar libremente las embarazadas que lo desean.

Nada en sus palabras hace presagiar una ruptura de la coalición de Gobierno con el PP en Castilla y León. A lo ms que ha llegado el hablante en el Congreso ha sido afirmar que su formacin «evaluar» y «analizar» la respuesta que den los populares a la presin que, en su opinin, se est ejerciendo desde los medios de comunicacin de la izquierda y que encuentra amparo en la posición que expresa el nuevo locutor de campaña de Feijo, Borja Semper.

The «cuestin» para Espinosa de los Monteros, no es si se rompe el Gobierno de coalición de Castilla y León, sino si el PP se pliega a los dictados de la izquierda. Una forma sutil de echar balones y dar tiempo al tiempo. El locutor de Vox en el Congreso se ha referido en todo momento a una nota de prensa de la Junta pero no ha mostrado en ningn caso el polmico protocolo, de momento desconocido, que supuestamente habra aprobado el Gobierno castellano leones. De la misma manera, Espinosa no ha hablado de obligar a las embarazadas que desean interrumpir el embarazo a someterse a pruebas especiales pensadas para disuadirlas. Aun cuando se ha hecho referencia a beneficios extras donde se puede acceder a “cualquier embarazada”.

En paralelo a este debate, el presidente de la Junta de Castilla y León, Alfonso Fernández Maueco, ha anunciado su decisión de remitir una carta al presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, lamentando que el Gobierno haya decidido «combatir con inusitada dureza un conflicto irreal «e incluso» haya anunciado el envo de un requerimiento sobre una custin fictitia».

Cumple con los criterios de

El proyecto de confianza

cortar más

Por admin

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *